De puntillas por mi Boda

Cada vez me encuentro con más hombres que quieren ser plenos partícipes de su Boda, ¡cómo no!  Se saben imprescindibles y quieren impregnar a la celebración con su propio estilo a través de elementos como su música , su grupo de amigos y su forma de vestir.

Me encantan esas bodas en las que el Novio se rodea de sus amigos de toda la vida, formando una sincronía perfecta de clase y buen gusto.

Sólo distingue su vestimenta de la de ellos con algún pequeño detalle cómo una corbata, unos tirantes o un chaleco, lo que confiere al grupo un carácter de unión y sofisticación.

Además, ya quedó muy atrás en el tiempo aquello de que una limpieza de piel, un tratamiento estético o un masaje relajante, antes del gran día, era sólo para las féminas. Se cuida.  Acude a su peluquería favorita para que pulan ese corte de pelo que tanto le gusta y, si lleva barba, la prepara para obtener una perfecta puesta en escena.

El hombre de hoy, es un hombre seguro de sí mismo y seguro de sus gustos, y hará sonar a Bruce Springsteen si eso forma parte de su identidad.

Las bodas están cambiando y el papel que ocupa el Novio en ellas también. ¿Aquí os dejo dos fotos de Novios que me han encantando!

Sin Comentarios - ¡Comenta tú ahora!
Crear un Comentario Ahora